viernes, 20 de mayo de 2011

Nerva/ ¿Y ahora qué? ¿Y después?

Blogpost por Sara del Río - mayo 19, 2011 en 12:58
A lo largo de 2011 ha pasado de todo en las dos plantas onubenses de Befesa:incendios, denuncias, sanciones, vertidos... Se han hecho públicas muchas cosas: aquí y en Italia. Las fotos del vertedero de Nerva –quemándose y sin quemarse– han dado muchas vueltas.

Quien haya seguido el tema recordará la foto de un camión granate con una cubierta azul  descargando en el vertedero, ¿verdad? (es la foto que ilustra este post). En ella se ve al camión con la caja levantada y un material negro cayendo al vertedero de residuos no peligrosos, así directamente... Ahora Greenpeace ha podido demostrar que, justo ese camión, contenía residuos peligrosos, de los italianos. Y que, precisamente por eso, lo que se ve en la foto es un comportamiento “presuntamente” –tengo que escribirlo así– ilegal de Befesa. ¿Habría quién estaría mirando la foto y pensando: “si supieran...”?. Y lo sabíamos, sólo ha habido que esperar para demostrarlo.

Así que durante la espera hemos tenido que escuchar muchas cosas. Al consejero de Medio Ambiente decir que “no existían signos de alarma y preocupación” y que Befesa cumplía “con sus obligaciones”, e insistiendo, porque “se sujeta, como no puede ser de otra forma, a la normativa vigente y a la ley”. También hemos leído que la gestión de la Junta de Andalucía esta marcada "por la responsabilidad y la vigilancia constante", que llevan a cabo un “control exhaustivo y permanente” y que el vertedero está sometido a una “inspección constante”.

De hecho, el último episodio de Befesa lo zanjó con un “se acaba la paciencia”, aunque para él ninguno de los incidentes era “de una gravedad extrema como para llevar a cabo una medida drástica". Y eso que recientemente el Seprona había sorprendido a los trabajadores, de noche y en plenas vacaciones de Semana santa, achicando agua con un sistema de bombeo del vertedero al río. ¡Nada grave!

¿Y ahora, qué? Nos preguntamos cómo saldrá el consejero de este atolladero. Parece que no es verdad lo que contaba de que "simplemente hay que apretar una tecla para entrar en la información y saber qué está pasando [...] en cualquier [...] lugar de Andalucía en tiempo real. Y de igual modo hacemos con una instalación como la de Nerva". Y que se demuestra que tampoco es verdad que “una empresa de esta materia en Andalucía o es sostenible o no es". Parece que sí que son, que están, y que la Consejería de Medio Ambiente no ha sabido evitarlo.

¿Y ahora qué? ¿Cómo van a responder ahora? ¿Harán gala de cintura política? Quizás nos contarán algo del tipo “tendrá que demostrarse” o “quedamos a la espera de una sentencia judicial para actuar” –esta la han utilizado para otras cosas– , a lo mejor, un “no es tan grave” o “se trata de un error puntual”. También quizás escucharemos algo así como: “vamos a ponernos muy serios y llevaremos a cabo un control exhaustivo y permanente en las instalaciones”.

¿Cuál va a ser la respuesta de la Junta a los onubenses ahora?, ¿qué van a prometer a la ciudadanía?, y ¿qué respuesta van a dar en las próximas ocasiones? Porque todo indica que esto no va a acabar aquí y que van a seguir dando mucho juego. Porque mientras tanto Befesa sigue jugando a la ruleta con el medio ambiente y la salud. “¡Hagan juego, señores!”, y como pasa casi siempre, cuidado que la banca siempre gana...
Sara del Río (@saradrio), responsable de la campaña de Contaminación de Greenpeace
- Muévelo en Twitter, en Facebook, en Tuenti y en Youtube

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada